LA ADQUISICIÓN DE LA PATENTE DEL “RATÓN”

17NOV

17 de noviembre……………….y entonces sucedió que……………………..
………………….cuando a Douglas Engelbart, estudiante de ingeniería eléctrica de la Universidad Estatal de Oregón, le enviaron, a sus diecinueve años, a la batalla de las Filipinas durante la Segunda Guerra Mundial, tratando de expulsar al imperio nipón de aquellas islas que habían ocupado durante el primer semestre de 1942, no se imaginó que aquellos meses, como operario de radar, le acabarían inspirando años más tarde para idear y crear un invento que a la postre, resultaría fundamental para la industria informática, el “mouse” o popularmente, conocido en castellano, como el “ratón”.
En aquel puesto de “detección por radio” que facilitaba la distancia, posición y altura de objetos enemigos, Douglas Engelbart, utilizaba un primer prototipo de lápiz óptico que posteriormente acabaría desarrollando y popularizando el Instituto Tecnológico de Massachusetts en 1952.
A su regreso y en pocos años obtuvo el título de ingeniería eléctrica por la Universidad Estatal de Oregón, aunque su vocación le llevaría por decantarse hacia el innovador campo del mundo de la informática, en el que acabaría obteniendo un doctorado por la Universidad de California en Berkeley, al cumplir los treinta años, dedicándose a la docencia durante algún tiempo para acabar en el Instituto de Investigación de Stanford donde comenzaría  a trabajar en el desarrollo de instrumentos informáticos.
Las primeras notas sobre el Indicador de Posición de X-Y para un Dispositivo de Pantalla, nombre con el que acabaría viendo la luz el famoso invento, datan de 1961, cuando en una tediosa conferencia a la que asistía sobre gráficos de ordenador se puso a garabatear en una hoja el diseño de un artilugio que le permitiera, de manera cómoda y sencilla, mover los gráficos en una pantalla de ordenador, realizando un primer boceto tomando como referencia un brazo mecánico para medir superficies.
De esta manera pidió al también ingeniero electrónico William English, para que a partir de aquel diseño elaborado construyera el aludido “indicador de posición”, que a partir de una pequeña carcasa de madera, un botón y una moneda de cinco centavos acabaría por perfilar aquel rudimentario pero eficaz accesorio informático.
Los primeros experimentos realizados para contrastar su validez fueron determinantes al compararlo con el ya veterano lápiz óptico, siendo mucho más rápido y certero que este en las pruebas a las que ambos fueron sometidos.
El 9 de diciembre de 1968, en el  Civic Auditorium de la ciudad de San Francisco con una capacidad para siete mil personas, tuvo lugar su presentación oficial. Aquel lunes en el número 99 de la calle Grove, durante la Conferencia de Otoño de Empresas de Informática, en la llamada “madre de todas las presentaciones”, fue exhibida aquella pequeña caja de madera de nombre tan complicado y de manejo tan sencillo.
Ni el propio Engelbart recordaba muy bien quien del equipo de investigación, ni cómo ni cuándo, acabó llamando al utensilio, mouse (ratón), al sugerirles aquel cable largo saliente la cola de un roedor.
En la misma presentación, se celebró la primera video conferencia de la historia, al situar en línea la pantalla del auditorio de San Francisco con su centro de investigación en Stanford.
Cerca de dos años más tarde, un 17 de noviembre, como hoy, de 1970, Douglas Engelbart recibía la patente de este pequeño utensilio, el primer ratón de ordenador, que hoy cumple cuarenta y siete años.

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s